Un nuevo tiempo pacífico y vegetariano

mar facebookHace muchos años tener unos padres con una mentalidad totalmente abierta era casi una utopía y más viviendo en un pequeño pueblo cántabro. “Con 10 años me salí de la iglesia porque allí me sentía mal. Para mi dios era y es libertad y vida. Desde muy pequeñita me he planteado de dónde venimos, a dónde vamos o por qué estamos aquí. De mi vida en el pueblo: lo mejor la naturaleza rodeándome, lo peor, el pésimo trato que veía en los adultos para con los animales y el poco respeto hacia la naturaleza. A los 13 años empecé a viajar por Europa, en auto stop. Conocí mucha gente y aprendí sobre todo, que lo que buscaba no estaba en ningún aquí ni allí, sino dentro de mí. Los años 70 y 80 trajeron la vuelta a la naturaleza, la vida en el campo, el cultivo ecológico, la vida alternativa… siempre buscando la pieza que faltaba de mi “puzzle de la vida” y como el que busca encuentra, al final encontré la pieza. Ahora lo que queda es trabajar cada día en el gran puzzle de la vida, hasta completarlo”. mar2 facebook

“Tomo parte en un movimiento mundial, en el que, junto con otras personas, me he tomado la tarea de informar del gran sufrimiento que causamos a los animales con nuestra inconsciente manera de relacionarnos con ellos, con tradiciones que les degradan y les convierten en objetos para nuestra diversión, e incluso acabamos matándolos para comérnoslos. También me he tomado la ardua tarea de desvincular el verdadero cristianismo libre, de lo que son las iglesias externas, institucionales, de rituales, dogmas, ceremonias y jerarquías. Para mi Dios, es el gran espíritu creador universal, el espíritu libre que no se puede encerrar en iglesias, ni en creencias, ni en nada que no sea la libertad, la unidad, la fraternidad, la justicia. Los animales, la naturaleza y el ser humando somos una unidad y deberíamos de llegar a relacionarnos de manera pacífica, como verdaderos hermanos que somos”.

foto1facebook

Mar y su familia son vegetarianos desde que asumieron que los animales no son comida. “El futuro es vegetariano” es su slogan favorito. Una imagen para el futuro: la profecía de Isaías que habla de que surgirán un nuevo cielo y una nueva tierra…serán vecinos el lobo y el cordero y el leopardo se echará junto al cabrito, el novillo y el cachorro pacerán juntos y un niño pequeño los conducirá…

Mar vive tranquila en su pueblo, pero a menudo la encontraréis en lugares estratégicos de las ciudades con su Stand informativo. Trabaja como activista para proclamar que los animales no son comida y que dentro de cada uno de nosotros está el gran espíritu de la vida que no necesita de intermediarios. Colabora con una editorial que difunde enseñanzas y valores éticos para construir un mundo mejor, basado en el cristianismo libre, “la corriente que surgió hace ya más de 20 siglos y que hoy más que nunca sigue viva, aunque las instituciones religiosas una y otra vez hayan intentado aniquilarla”.

http://www.editorialvidauniversal.es/

El contenido de los libros se transforma en palabras que se emiten en muchas ciudades y en todos los continentes del planeta. También en Cantabria, en el 92.3Fm, Radio La Onda Cósmica.

 

 

 

 

 

huerta de teresagranja la sierra

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *