TALLERES Y TALLERISTAS, FITOTERAPIA Y COSMÉTICA ECO

16Nos entrevistamos con Azucena San Pedro. Ella y su pareja Eduardo Hernández, son un referente en la región de estilo de vida sostenible y concienciación. Especializada en fitoterapia y cosmética ecológica dedica buena parte de su tiempo a seguir investigando y formándose, además de ofrecer talleres formativos prácticos y teóricos de elaboración de cosmética ecológica.

¿De dónde proceden tus inquietudes sobre salud?

Mi pasión por este mundo comenzó por las plantas medicinales. Hace casi doce años hicimos un curso en Madrid, Edu y yo, sobre plantas medicinales, jabones naturales y cosmética natural, motivados por el interés que ya teníamos por sacar partido a todas las plantas aromáticas que cultivábamos en nuestro jardín. Ese curso nos metió el gusanillo en el cuerpo. En fitoterapia se estudia que la droga vegetal es la parte de la planta que contiene los principios activos para su uso terapéutico. Bueno, pues eso fue para mí el estudio de las plantas medicinales: ¡una droga! Porque comienzas por las que tienes más a mano, en tu jardín, y en todas las rutas por el monte que nos gusta hacer, y empiezas a investigar. Recopilas recetas entre los mayores, recuerdos de tus abuelos, y poco a poco vas ampliando tu radio de acción y tu curiosidad. De las plantas medicinales, a sus usos. De las pomadas a las cremas. De los productos de higiene a los productos de limpieza, y de camino, entramos ya en la alimentación. Esta pasión es algo que te va llevando a todas las facetas de la vida y lentamente te va cambiando tu percepción de lo saludable y lo que no lo es. No nos gustan los mecanismos tan sutiles que utiliza esta sociedad para llevarte por el camino de un consumo salvaje, desatado, y que encima nos enferma. El hecho de pasar por una enfermedad grave en la familia, también nos ayudó a replantearnos hábitos de vida y de consumo más saludables.WhatsApp Image 2017-01-24 at 21.34.54

 

¿Cómo vas formándote en fitoterapia?

Estamos en continua formación, tanto presencial como on line, y también somos autodidactas. A mí me apasiona estudiar e investigar. A Edu le gusta más experimentar, ¡aunque recientemente nos estamos intercambiando los papeles también! Todos los años realizo varios cursos o talleres, buscando los profesionales más prestigiosos en las materias que me interesan: fitoterapia, fitocosmética, aromaterapia… Sigo a profesionales en esos campos, y con algunos de ellos me mantengo en comunicación para intercambiar experiencias, recetas, dudas.

He realizado cursos en Madrid, Barcelona, Alicante, León. En marzo inicio uno de Aromaterapia científica y familiar, según la escuela francesa, de tres meses de duración.

¿Formación de cosmetóloga?

Me he formado en varios cursos de Cosmética Econatural y Fitocosmética, pero mi interés no radica tanto en la formulación química de los cosméticos, sino en la aplicación de las plantas medicinales a la cosmética, desde el punto de vista terapéutico. Creo que la belleza sólo puede venir de la salud.

¿Otra formación?

Recientemente hemos adquirido formación sobre elaboración de velas e inciensos naturales, y regularmente realizamos rutas botánicas, porque el reconocimiento de la flora del entorno es algo que nunca terminas de conocer, es un pozo sin fondo!

 

aprendiendo a manejar la cuchara mielera¿Cuándo concibes los talleres?

Llevábamos bastantes años recibiendo sugerencias de amigos y familiares, para que impartiéramos talleres, pero nunca nos lo habíamos planteado hasta el año pasado. Creo que ha sido un poco como una evolución natural. Los talleres han nacido como un proyecto conjunto con mi marido, Edu. Compartimos la pasión por las plantas y por la naturaleza. El, con su taller de artesanía en madera, y yo, con mi taller de artesanía cosmética natural y de plantas medicinales. Creo que formamos un buen equipo.

¿Cuándo comienzas a impartirlos?

Con el proyecto de los talleres hemos comenzado el año pasado. Cada uno en nuestra profesión, Edu como delineante de obra civil y construcción y yo como consultora turística, tenemos en marcha otros proyectos que por el momento nos han permitido compatibilizarlos con esta ocupación, y que, por ahora, no va más allá de un hobby.

¿El futuro?

Nos planteamos talleres conjuntos con otros artesanos.

El primero de estos talleres, que hemos denominado “Mano a mano”, lo impartiremos en marzo, junto con nuestra admirada y querida amiga Leticia, de Esencias de Liébana.

No sabemos a dónde nos llevará el futuro. Tampoco nos preocupa mucho, tratamos de vivir el día a día, aprender, disfrutar y cultivar nuestras plantas y tantos amigos que estamos descubriendo gracias a los talleres.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *