¿ES EFICIENTE Y RENTABLE UNA CASA PASIVA EN CANTABRIA?

La Plataforma de Edificación Passivhaus es una asociación sin ánimo de lucro que promueve en España la manera de diseñar, construir o rehabilitar edificios Pasivos, es decir, edificios con un rendimiento energético excepcional con consumos y emisiones de CO2 casi nulos así como extraordinariamente confortables y saludables, con el sol como primera fuente de energía.

La delegación PEP de Cantabria ha comenzado a ayudar a las empresas del sector de la construcción para ser competitivas en el marco de la Directiva Europea 2010/31/UE cuyo objetivo es que “a más tardar el 31 de diciembre de 2020 todos los edificios nuevos tengan un consumo de energía casi nulo”. El futuro es ahora y por eso se han puesto los profesionales manos a la obra en la construcción de la primera casa rehabilitada certificada por el Instituto Passiv Haus en la región. La obra ha sido promovida por Cesar Blanco Sancibrián, Aparejador certificado por el Instituto PassivHaus Como Tradeperson. En nuestra región contamos con expertos en el diseño y construcción de edificios pasivos como el Arquitecto Antonio Viejo certificado como “PassivHaus Designer”. Con ambos profesionales hemos aprendido las claves del futuro de la construcción con Passivhaus que es el estándar de eficiencia energética más avanzado del mundo y se puede aplicar a cualquier tipo de arquitectura: viviendas unifamiliares, escuelas, polideportivos, edificios de oficinas, piscinas… y bloques de vivienda colectiva.

Teniendo en cuenta el ciclo de vida de los edificios, los edificios pasivos ahorran dinero. El ligero sobrecoste de su construcción, entre un 5 y un 10% respecto de los edificios convencionales, se compensa en pocos años debido a la reducción de su demanda de energía hasta la décima parte.

Un edificio pasivo requiere hasta un 90% menos de energía con la consiguiente reducción de las emisiones de CO2 a la atmósfera.

 

 

 

Ejecutando una rehabilitación energética con componentes Passivhaus mejora la calidad del aire interior, el confort térmico y acústico, se reduce drásticamente el consumo energético y se revalorizan los edificios. Se puede prescindir de sistemas convencionales de calefacción y refrigeración pues cuidando la envolvente y la ventilación controlada se consigue una óptima climatización. Unido al ahorro energético y a la disminución de las emisiones, hace de los edificios pasivos una gran inversión, asequible y sostenible. No utilizar estos recursos que tenemos a nuestro alcance significa hipotecar los edificios a nuevas intervenciones de rehabilitación y desaprovechar la oportunidad de garantizar una larga vida a nuestros edificios en unas condiciones de habitabilidad, funcionalidad y estética óptimas.

 


 

Plataforma de Edificación PassivHaus (PEP) www.plataforma-pep.org

Instituto PassivHaus www.passivehouse.com

Fundación Laboral de la Construcción de Cantabria (FLC) www.fundacionlaboral.org

 

 

filtros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *